Poesia, Reflexiones, Novelas y sentimientos con bellas imágenes,..GRACIAS POR TU VISITA

PARA QUE NO TE ENGAÑEN EN LAS COMPRAS EN MEDIA MARKT, ES IMPORTANTE QUE LEAS ESTE ENLACE PULSANDO aquí. LA PC HP COMPAC QUE COMPRÉ HACE UN AÑO, ESTÁ YA EN LA BASURA.

miércoles, 28 de julio de 2010

Cuando estoy Contigo.


Cuando estoy contigo
no sé que es más bello
si el color del cielo
o el de tu cabello.
No sé de tristezas
todo es alegría
sólo sé que eres
tú la vida mía.

Cuando estoy contigo
no sé si en la brisa
hay mejor sonido
que tu alegre risa
Si pones tus manos
cerca de las mías
dudo de que existan
madrugadas frías.

Cuando estoy contigo
no existen fracasos
todo cuanto quiero
lo encuentro en tus brazos.
Cuando estoy contigo
me lleno de orgullo
quisiera que grites
que soy todo tuyo.

Cuando estoy contigo
no sé que es más tierna
tu figura frágil
o un ave que inverna.
Cuando estoy contigo
yo cambio la gloria
por la dicha enorme
de estar en tu historia .

Armando Manzanero

lunes, 26 de julio de 2010

NOCTURNO, José Ángel Buesa


Así estás todavía de pie bajo la lluvia,
bajo la clara lluvia de una noche de invierno.
De pie bajo la lluvia me llega tu sonrisa;
de pie bajo la lluvia te encuentra mi recuerdo.

Siempre he de recordarte de pie bajo la lluvia,
con un polvo de estrellas muriendo en tus cabellos.
Y tu voz, que nacía del fondo de tus ojos,
y tus manos cansadas que se iban en el viento...

Y aquel cielo de plomo y el rumor de los árboles,
y la hoja aquella que te cayó en el seno...
y el rocío nocturno dormido en tus pestañas,
y engarzando diamantes en tu vestido negro.

Así estás todavía lejanamente cerca,
desde tu lejanía de sombra y de silencio...
Mi corazón te llama de pie bajo la lluvia;
de pie bajo la lluvia te acercas en el sueño.

La vida es tan pequeña que cabe en una noche.
Quizás fue que en la sombra me encontré con tu beso
Y por eso me envuelve, de pie bajo la lluvia,
el sabor de tu boca y el olor de tu cuerpo.

Sí. Me has dejado triste. Porque pienso que acaso
ya no estarás conmigo cuando llueva de nuevo;
y no he de verte entonces de pie bajo la lluvia,
con las manos temblando de frío y de deseo.

Pero, aunque habrá otras noches cargadas de perfumes,
y otras mujeres, y otras, a lo largo del tiempo,
siempre he de recordarte de pie bajo la lluvia,
bajo la lluvia clara de una noche de invierno.

domingo, 25 de julio de 2010

Quisiera ser un pez, Juan Luis Guerra


Tengo un Corazón motivado de esperanza y de razón,
tengo un corazón que madruga donde quieras,
este corazon, se desnuda de impaciencia ante tu voz,
pobre corazón que no atrapa su cordura.

Quisiera ser un pez para tocar mi nariz en tu pecera
y hacer burbuja de amor por donde quiera
ohohohoh pasar la noche entera
mojado en ti un pez
para bordar coral en tu cintura
y hacer siluetas de amor bajo a luna
saciar esta locura mojado en ti..

Canta corazón con un alma imprecindible de ilusión
sueña corazón no te nubles de amargura hahyayayayay
Este corazón se desnuda de impaciencia ante tu voz,
pobre corazón que no atrapa su cordura.

Quisiera ser un pez para tocar mi naris en tu pecera
y hacer burbuja de amor por donde quiera
ohohohoh pasar la noche entera
mojado en ti un pez
para bordar coral en tu cintura
y hacer siluetas de amor bajo a luna
saciar esta locura mojado en ti..

Una noche para unirnos hasta el fin cara a cara
beso a beso y vivir por siempre mojado en ti.

sábado, 24 de julio de 2010

Te amo, Pablo Neruda.


Te amo de una manera inexplicable.
De una forma inconfesable.
De un modo contradictorio.
Te amo
Con mis estados de ánimo que son muchos,
y cambian de humor continuamente.
Por lo que ya sabes,
El tiempo.
La vida.
La muerte.

Te amo
con el mundo que no entiendo.
Con la gente que no comprende.
Con la ambivalencia de mi alma.
Con la incoherencia de mis actos,
Con la fatalidad del destino.
Con la conspiración del deseo.
Con la ambigüedad de los hechos.

Aún cuando te digo que no te amo, te amo.
Hasta cuando te engaño, no te engaño.
En el fondo, llevo a cabo un plan,
para amarte... mejor.
Pues, aunque no lo creas, mi piel
extraña enormemente
la ausencia de tu piel.
Te amo.
Sin reflexionar, inconscientemente,
irresponsablemente,
espontáneamente,
involuntariamente,
por instinto,
por impulso,
irracionalmente.

En efecto no tengo argumentos lógicos,
ni siquiera improvisados
para fundamentar este amor que siento por ti,
que surgió misteriosamente de la nada,
que no ha resuelto mágicamente nada,
y que milagrosamente, de a poco, con poco y nada
ha mejorado lo peor de mi.

Te amo.
Te amo con un cuerpo que no piensa,
con un corazón que no razona,
con una cabeza que no coordina.

Te amo
incomprensiblemente.
Sin preguntarme, por qué te amo.
Sin importarme por qué te amo.
Sin cuestionarme por qué te amo.

Te amo
sencillamente porque te amo.
Yo mismo no se por qué te amo.

miércoles, 21 de julio de 2010

Dilema de ser felices, Beto Aveiga



Dilema de ser felices de vez en cuando florece,
menudo jardín de inciertos que crecen al discernir,
y aquello que un día fue cierto en otro falsos parece,
los blancos que se oscurecen, lo eterno pintando fin.

Fantoches del juicio propio y víctimas del olvido
juzgamos desde el presente el debe y haber pasado,
ganamos escaramuzas donde sin dudar perdimos,
perdemos donde creímos seguros haber ganado.

La percepción con el tiempo dibuja el ayer distinto,
burlando a aquel que pretenda decir que nada ha cambiado,
amena y pueril contienda de la conciencia y su instinto
para redimir el todo y cuestionar lo que es dado.

Dilema de ser felices, dilema de ser humanos,
peldaños que fueron gloria parecen al hoy hundirse,
voraces guerras que cuentan haberse peleado en vano
y culpas en los espejos en busca de redimirse.

domingo, 18 de julio de 2010

Amor inmortal, Chayanne


Tantas caras, tantas voces a traves del tiempo,
y de la inmensa obscuridad, vengo saliendo lento,
un pasado que el presente me causa agonía,
tratando de escaparme siempre, y ver que no hay salida,
es algo ilogico,
de pasar y correr, los siglos y los días,
el pacto de poder y sobrenatural, que se llevó mi vida,
y me hace regresar a ti desde la sombra.

Me amarás, te amaré
porque vengo lo sé, desde mas alla de los tiempos,
de un lugar, de la eternidad siguiendote a ti,
queriendote amar... mi cuerpo no muere
mi alma prosigue, esta condena de llevar,
un secreto a cuestas, que me convierte
se que no es normal, un amor inmortal

He venido tras tus ojos desde alguna parte,
tan solo con la convicción, de poder entregarme,
que me toca combatir con este sentimiento,
que yo no puedo poseerte amor porque te pierdo
vivo en la realidad,
de pasar y correr los siglos y los días,
el pacto de poder y sobrenatural, que se llevó mi vida,
y me hace regresar a ti, desde la sombra.

Me amarás, te amaré
porque vengo lo sé, desde mas alla de los tiempos,
de un lugar, de la eternidad siguiendote a ti,
queriendote amar... mi cuerpo no muere
mi alma prosigue, esta condena de llevar,
un secreto a cuestas, que me convierte
se que no es normal, un amor inmortal
un amor inmortal


jueves, 15 de julio de 2010

ACARÍCIAME


Acariciame despacio lentamente y sin temor
acariciame y siente dentro de tu corazon
que el amor es algo mas que un mirada
que no basta con decir unas palabras
y que el beso es nada mas que un emocion
acariciame yo quiero que te sientas hoy mujer
acariciame y goza como yo de este placer,
y que importa que no sepa ni tu nombre
pues mañana puede ser quiza otro hombre
el que este en tu lecho haciendote el amor,

Coro
Acariciame y sienteme dentro de tu piel
envuelveme en tu cuerpo de mujer
olvidate del tiempo y del ayer
acariciame y dejame escuchar tu corazon
que late a prisa igual que mi pasion
que vibra como yo por este amor.....

Acaríciame y besame como te beso yo
acaríciame y entregate como me entrego yo
y que importa que no sepa ni tu nombre
pues mañana puede ser quiza otro hombre
el que este en tu lecho haciendote el amor

Coro
Acaríciame ,acariciame
y que importa que no sepa ni tu nombre
pues mañana puede ser quiza otro hombre
el que este en tu lecho haciendote el amor.

Juan Bau

sábado, 10 de julio de 2010

BALADA DEL LOCO AMOR, José Ángel Buesa



No, nada llega tarde,
porque todas las cosas
tienen su tiempo justo,
como el trigo y las rosas;
sólo que,
a diferencia de la espiga y la flor,
cualquier tiempo es el tiempo
de que llegue el amor.

No, amor no llegas tarde.
Tu corazón y el mío
saben secretamente
que no hay amor tardío.
Amor, a cualquier hora,
cuando toca a una puerta,
la toca desde adentro,
porque ya estaba abierta.

Y hay un amor valiente y hay un amor cobarde,
pero, de cualquier modo, ninguno llega tarde.
Amor, el niño loco de la loca sonrisa,
viene con pasos lentos igual que viene aprisa;
pero nadie está a salvo, nadie, si el niño loco
lanza al azar su flecha, por divertirse un poco.

Así ocurre que un niño travieso se divierte,
y un hombre, un hombre triste, queda herido de muerte.
Y más, cuando la flecha se le encona en la herida,
porque lleva el veneno de una ilusión prohibida.
Y el hombre arde en su llama de pasión, y arde, y arde,
y ni siquiera entonces el amor llega tarde.
No, yo no diré nunca qué noche de verano
me estremeció la fiebre de tu mano en mi mano.
No diré que esa noche que sólo a ti te digo
se me encendió en la sangre lo que soñé contigo.
No, no diré esas cosas, y, todavía menos,
la delicia culpable de contemplar tus senos.
Y no diré tampoco lo que vi en tu mirada,
que era como la llave de una puerta cerrada.
Nada más. No era el tiempo de la espiga y la flor,
y ni siquiera entonces llegó tarde el amor.


domingo, 4 de julio de 2010

Íntimo...



Tu rostro, el acercamiento de tu piel.
El roce ardiente.
El paulatino más cerca, en mi éxtasis.
Tus manos quitando mis ropas,
lentamente…

Sólo tu mejilla en mi mejilla,
el encuentro de las miradas,
tu frente, tus pestañas.
Intimidad tierna y suave.
Intimidad de sábanas tibias,
en una noche de invierno.

De acercarse a las brasas,
sintiendo en las espaldas,
el húmedo y helado rocío,
de los años idos.


Todo mi cuerpo aceptando
los contornos del tuyo.
Mis senos, el vientre, las clavículas,
se asentaban en tu cuerpo.
¡Tan hecho al mío!

Tus miradas ávidas, recorriéndome.
Tus manos sedientas, apretándome;
lo que siempre te había pertenecido.

Luego, tu cuerpo inclinándose,
tus formas fundiéndose
en mis formas.

La respiración entrecortada y
ese deseo de vivir,
sensaciones jamás conocidas,
jamás vivenciadas;
que había reservado para ti.

No conformarse con un beso,
no conformarse con nada,
esperando y
ansiando, algo más…

Te amaba… ¿Lo sabes?

Graciela María Casartelli