Poesia, Reflexiones, Novelas y sentimientos con bellas imágenes,..GRACIAS POR TU VISITA

PARA QUE NO TE ENGAÑEN EN LAS COMPRAS EN MEDIA MARKT, ES IMPORTANTE QUE LEAS ESTE ENLACE PULSANDO aquí. LA PC HP COMPAC QUE COMPRÉ HACE UN AÑO, ESTÁ YA EN LA BASURA.

martes, 19 de febrero de 2013

Me encanta...



Me encanta la forma en que me cuidas
Me encanta la forma en que me haces sentir segura,
cuando me envuelves en tus brazos.

Me encanta la forma en que siempre estas ahí para mí
Hay tantas cosas que me gusta de ti,
es difícil nombrarlas todas.

Me encanta la forma en que me hablas
Me encanta la forma en que me besas
Me encanta la forma en que me miras
Me encantan tus ojos
Me encanta tu sonrisa
Me encanta tu voz
Me encanta todo sobre ti...

Eres perfecto para mi.

CONCHIS
http://yo-simplemente-tu.blogspot.com.es/

La diosa de mi alborada...



 Qué feliz ángelus mío
 cuando la luna asomaba,
 al sentir tu voz tan tierna
 y  el candor de tus palabras,
 entonces alcé mis ojos
 y vi nacer la alborada,
 y en ella nació una diosa
 la más bella de las damas.
  
 Tú eres mi ángel  celeste,
 la cumbre de mis montañas,
 la nebulosa florida
 y mi Afrodita del alma.
  
 Cuánto yo pues te   daría
 por besar tus trenzas largas,
 y tus manitas de avena
 y a tu boca inmaculada,
 y a tus retinas de lirio
 y cuello de espuma blanca,
 tus pechos de leche y miel
 que son mis uvas y parras,
 mas tu ombligo de zafiro
 y tu pubis de esmeralda,
 con tus muslos de canela
 que a mis pupilas embriagan,
 y a mis manos las enreda
 porque son de seda y plata,
 y encienden mis cordilleras
 y nunca me las apagas,
 y yo quiero que tu sepas
 que me quemas las entrañas,
 por la luz de tus pupilas
 por las uvas de tu para,
 por esos cabellos tuyos
 para embelesar mi cara,
 con mis labios y mis dedos
 y todas las mis membranas.





 Cuántos cielos te daría,
 cuantos mundos y galaxias
 por un solo beso tuyo,
 con pasión enamorada
 brillando tus lindos ojos,
 como la luna del alba
 luego fundir nuestras bocas,
 en las taciturnas playas
 dormirte bajo la sombras,
 donde el silencio se calla
 y encima de tus columnas,
 donde los besos se ensalzan
 y la pasión se desboca,
 en dulces y sabrosas llamas
 y rompe el grito fecundo,
 sobre la cueva volcánica
 y tú te quedas tan quieta,
 al sentir la bocanada
 dentro de tu mausoleo,
 y tu deseo se acaba
 dándome un dulce besote,
 por ponerte enajenada
 y dejarte satisfecha,
 por la jubilosa danza
 que tu galán encendido,
 quedando muerto y rendido
 con la más hermosa dama,
 de todos los hemisferios,
 y de todas las galaxias,
 la bella hurí de mi vida,
 en mi pecho idolatrada
 y en mi espíritu querida,
 y esculpida en mi alma
 como la bella “Afrodita”,
 la perfecta de las damas.

 Adiós amada mía,
 adiós perla dorada,
 ven pronto a verme un día
 porque el vivir se aparca,
 y jamás podremos vernos
 porque la vida se acaba,
 y jamás serás la diosa
 de nuestra dulce alborada.

Si fueras mío...


Si fueras mío...
viajaría cada noche a las estrellas
para ponerlas de regalo en tu almohada
y vestiría mi cuerpo de luna
para que tu mirada de luna se llenara.

Si fueras mío
Haría florecer en tu boca
besos que a tus labios abrasaran
tatuaría en tu corazón mi nombre
para que el tiempo jamás lo borrara.

Si fueras mío
escribiría en cada poro de tu piel te quiero
y cada esquina de tu piel sería por mi amada,
te llevaría hasta el mismo cielo
cuando tu cuerpo mi cuerpo amara.

Si fueras mio
Seríamos un sueño eterno
de caricias, ternura, silencios y palabras
que no se rompería nunca
ni siquiera cuando el alba despertara.

Si fueras mío
Mis caricias serían tu desayuno
mi cuerpo  el sustento que te alimentara
mi amor el agua que calmara tu sed
de tu corazón y de tu alma.

CARMEN DIEZ TORIO

Muérdeme...

Muérdeme, como muerde la vida
con lujuria, pasión y desenfreno
muerde en mis ansias con todas tus ganas
inyectame en la piel tu dulce veneno.

Muérdeme  como a una manzana
mordería un hambriento de necesidad
quédate en la boca con jirones del alma
de este loco amante que muriendo está.

Que muero por que tengas el sabor de mi cuerpo
y muero por tener de tu cuerpo la rosa
sucumbir lentamente en tus muslos divinos
contemplar con dulzura tu cara preciosa.

Muérdeme que es mi destino
que se funda en tu cuerpo mi cuerpo mortal
muérdeme y comete mi alma
que en tu alma me quede por la eternidad.

Que en mis sueños tus sueños se queden cautivos
que en mi alma yo sienta la gloria de dios
cuando quede en tu cuerpo satisfecho y rendido
besando tus labios con todo mi amor...

Ángel Reyes Burgos