Poesia, Reflexiones, Novelas y sentimientos con bellas imágenes,..GRACIAS POR TU VISITA

PARA QUE NO TE ENGAÑEN EN LAS COMPRAS EN MEDIA MARKT, ES IMPORTANTE QUE LEAS ESTE ENLACE PULSANDO aquí. LA PC HP COMPAC QUE COMPRÉ HACE UN AÑO, ESTÁ YA EN LA BASURA.

miércoles, 3 de agosto de 2016

Dos sonetos de Francisco de Figueroa

Amor me ocupa el seso y los sentidos

Amor me ocupa el seso y los sentidos;
absorto estoy en éxtasi amoroso;
no me concede tregua ni reposo
esta guerra civil de los nacidos.

Explayóse el raudal de mis gemidos
por el grande distrito y doloroso
del corazón, en su penar dichoso,
y mis memorias anegó en olvidos.

Todo soy ruinas, todo soy destrozos,
escándalo funesto a los amantes,
que fabrican de lástimas sus gozos.

Los que han de ser, y los que fueron antes,
estudien su salud en mis sollozos,
y envidien mi dolor, si son constantes.
Crezca con el licor

Crezca con el licor del llanto mio
La verde yerba de este fértil prado:
Enfrene el triste son de mi cuidado
El presuroso curso de este río:

Resuene el bosque cavernoso y frío,
Ya es muerto Tirsi, Tirsi es ya acabado,
En el dolor terrible sepultado,
Que tuvo de él entero señorío.

Sola esta solitaria selva umbrosa,
Y aquesta tan gentil verde ribera
Del lamentable fin fueron testigos.

Aquí cerró sus ojos muerte fiera,
Y el miserable cuerpo aquí reposa.
Llorándole Damon su firme amigo.






















Francisco de Figueroa , estuvo en Italia como soldado y, como llegó a dominar la lengua toscana como la suya propia, escribió poesía tanto en italiano como en español y realizó estudios universitarios en dicho país. Sirvió a numerosos diplomáticos españoles, por ejemplo al embajador español en Francia, Perrenot de Granvela...para saber más, pulse aquí

Ángel bella de mis días...

Ángel bella de mis días
porque no te tengo de noche
para tener la alegría
de besos caricias y derroche.

Y sentirme por ti abrazado
en mis tristes madrugadas
que solo y mis ojos mojados
no dejan secarme el alma.

A las doce cierro mis oídos
para no escuchar el tormento
que como pájaro herido
me llena de sufrimiento...
En el aire hay un murmullo
de aleteos de mariposas
¿o son los cien mil latidos
que en mi corazón reposan?.

Reposan siempre esperando
que tu los agites en mi pecho
y que me dejes estremecido
con tus te quiero y tus besos.

Por fin oigo un aleteo
es solo de un ángel tierno
que a visitarme ha venido
para alejar este infierno...

¿Vendrás crayolita?