jueves, 11 de agosto de 2016

Pequeña, cuanta dulzura...

Pequeña, cuanta dulzura
planta tu cara en mi alma
eres sabia de la ternura
de sueños y calidez sagrada.

Quedate por siempre así
no crezcas nunca pequeña
que tu sonrisa feliz
se haga por siempre eterna.

La vida te ha reservado
una sonrisa perpetua
que los ángeles del cielo
mantendrá siempre despierta.

Tu podrías ser mi nieta
a la que escribo el poema
que soñandote despierta
aplaques todas mis penas.

Pequeña, dulce criatura
ni los pintores del arte
con lienzos y con pinturas
jamás podrían igualarte.

Ángel Reyes Burgos

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...