jueves, 11 de mayo de 2017

Tengo un sueño recurrente, poema de amor.

Tengo un sueño recurrente
que de las aguas tu surge
y en mi pecho tu te fundes
y te mezclas con mi sangre.

Aún sin cerrar mis ojos
empieza este sueño a soñarte
es por las ganas que tengo
de poder acariciarte.

Estás tan fría y mojada
que me produces temblores
cuando tu miras mi mirada
y me bañan los sudores.
Una y otra vez te veo
surgir de las aguas mansas
se que solo son deseos
de un mundo con esperanza.

Esperanza que en mi pecho
tu pecho se duerma un día
esperanza que en mi lecho
veamos la luz del día.

Tengo un sueño recurrente
verte surgir de la nada
y en los sueños poseerte
hasta llegar la mañana...
















Soñandote crayolita

¡Oh, mundo! Pues que nos matas...

¡Oh, mundo! Pues que nos matas,
fuera la vida que diste
toda vida;
mas según acá nos tratas,
lo mejor y menos triste
es la partida
de tu vida, tan cubierta
de tristezas, y dolores
muy poblada;
de los bienes tan desierta,
de placeres y dulzores
despojada.
Es tu comienzo lloroso,
tu salida siempre amarga
y nunca buena,
lo de en medio trabajoso,
y a quien das vida más larga
le das pena.

Así los bienes -muriendo
y con sudor- se procuran
y los das;
los males vienen corriendo;
después de venidos, duran
mucho más.















Jorge Manrique (Paredes de Nava, Palencia, c. 1440 - Santa María del Campo Rus, Cuenca, 24 de abril de 1479) fue un poeta castellano del Prerrenacimiento, sobrino del también poeta Gómez Manrique. Es autor de las Coplas a la muerte de su padre, uno de los clásicos de la literatura española de todos los tiempos...Para saber más pulse aquí.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger... Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...